Anoche fui víctima de la caída de Twitter. Durante 40 minutos, entré en un pequeño estado de ansiedad al verme, de repente, expulsado de mi fuente de oxígeno informativo. A los pocos minutos, comencé a escribir lo que sigue a continuación:

40 minutos sin Twitter

Hace unos minutos, Twitter ha bloqueado mi cuenta. A las 00:02h publicaba mi último mensaje y, a las 00:34h, recibía la notificación de cuenta bloqueada:

Cuenta bloqueada en Twitter

Así aparece el mensaje en la portada de Twitter.com

¿Qué ha podido pasar? Ni idea. Según el mensaje, “parece” (no lo aseguran, con lo cual esta decisión se basa en una conjetura) que he publicado tuits de manera automatizada, lo cual, lógicamente, va contra las normas de Twitter.

Realmente, no he violado ninguna norma, ni he asesinado a nadie, ni tengo dinero negro en el HSBC, ni he sido sorprendido en posesión de marihuana, ni estoy perseguido en 49 estados (salvo Massachusetts).

¿He sido víctima de un error automatizado? Sería una paradoja que un error automatizado me incrimine de automatizar algo yo. Como si la parte contratante de la primera parte acusase a la parte contratante de la primera parte. Está claro, ¿no? Como el asesinato de Nisman, es probable que nunca se sepa qué mano negra hay detrás del crimen.

Un error en Twitter

Actualización: ha sido un error generalizado en Twitter.

Han transcurrido apenas unos minutos de todo esto y ya he sido devuelto como pez al río, sin más. Apenas me ha dado tiempo a escribir este artículo (ha sido lo primero que he hecho al encontrarme en tal situación).

Al poco rato, me entero de que, por error, (como ya teorizaba más arriba), Twitter ha bloqueado a algunos usuarios. Y he tenido suerte en la Tómbola, por lo visto. Pero ¿qué ese pánico que me ha entrado durante 40 minutos?

Soy adicto a Twitter

Durante ese tiempo, lo he visto claro: soy twitterdependiente. Junto con el correo electrónico y mi teléfono fijo, es mi único medio de comunicación. Ya he respondido a mi pregunta de “¿qué harías sin Twitter?”.

Al igual que a muchos les sucede con el WhatsApp ese,  estoy en un punto de difícil retorno a mi era anterior. Tras Internet, Twitter es mi siguiente y única dependencia tecnológica. Me resultaría complicado vivir sin conexión con el resto del planeta de manera instantánea. ¿Cómo puedo saber ahora cuándo hay un nuevo artículo del redactor de alimentación y economía de The Washington Post? ¿Cómo sabría lo que pasa, al instante, en el principado de Mónaco? ¿De qué otra forma puedo saber qué hace y piensa Bill Clinton, de primera mano? ¡O Monica Lewinksy! ¿De qué forma puedo tener un contacto cercano y directo con la Comisión Europea? ¿O con el ayuntamiento de Burbank, París o Boston? Si alguien describía a Internet, en sus inicios, como la manera de estar conectado con el mundo de forma instantánea, Twitter es la herramienta que materializa de verdad esa idea.

Además de tener contacto e información de primera fuente con todas las cosas que me interesan, es la mejor herramienta de comunicación global: estoy completamente actualizado de todos los temas que me interesan, en cualquier lugar del mundo, contados en primera mano, en distintos idiomas y, de paso, puedo estar en contacto en público o privado con mis amigos, además de descubrir nuevas personas y contactos en todo el mundo.

No sabría informarme sin Twitter. Tendría que volver a pasar horas buscando la información en Google News (ni siquiera, ya que ya no existe en España), tendría que suscribirme a alertas de Google en mi correo, adaptarme al sistema de comunicación de cada persona con quien hablo en Twitter, usar algún sistema de RSS y buscar, manualmente, informaciones de lugares o personas concretas. En definitiva, Twitter es una herramienta que me ha facilitado tanto un aspecto tan vital en la vida como el acceso a la información (algo que no es comparable a la banalidad que representa estar hiperconectado en sistemas de mensajería vacua como Whatsapp, Messenger, etc.) que, realmente, quedarme hoy sin Twitter es casi, casi, como quedarme sin Internet.

Escrito por Hans Christian

Freelance , & en Barcelona, especializado en proyectos de contenidos. Imparto cursos de WordPress. Currículum.